«No puede permitirse otra sanción que la perpetua»: Fernando Burlando se mostró implacable a horas del veredicto

0
1

Además de sostener que tiene fe en los jueces de la causa, el abogado de la familia Báez Sosa palpitó lo que podría significar un día histórico en la justicia argentina.

«No puede permitirse otra sanción que la perpetua»: Fernando Burlando se mostró implacable a horas del veredicto

Este lunes 6 de febrero, a partir de las 13, el país estará expectante a la sentencia que comunicarán públicamente los jueces María Claudia Castro, Christian Rabaia y Emiliano Lázzari del Tribunal Oral en lo Criminal Nº1 de Dolores, en relación al crimen de Fernando Báez Sosa, el joven brutalmente asesinado por un grupo de rugbiers a la salida del boliche Le Brique, en Villa Gesell.

En los días posteriores a los alegatos finales de las partes, muchas fueron las voces que se levantaron a favor de que Máximo Thomsen, Ayrton Viollaz, Matías Benicelli, Enzo Comelli, Blas Cinalli, Lucas Pertossi, Luciano Pertossi y Ciro Pertossi, sean condenados a prisión perpetua, luego de ser imputados por «homicidio doblemente agravado por alevosía y por el concurso premeditado de dos o más personas».

Una de las principales opiniones públicas en torno a esta causa fue la de Fernando Burlando, principal abogado de la querella que intenta ajusticiar a los jóvenes oriundos de Zárate, quien sostuvo que este caso «será bisagra».

En este sentido, el letrado manifestó que, «debido a la contundencia de la prueba, no puede permitirse otra sanción que no sea la perpetua» para los ocho acusados del crimen del joven estudiante de abogacía, al mismo tiempo que anticipó que el fallo de los magistrados «generará un gran llamado de atención a todas las familias de Argentina y Latinoamérica».

Por otra parte, el especialista en Derecho remarcó que a lo largo del proceso pudo observas «muchas problemáticas en los jóvenes que no son abordadas» y que, siendo «la franja etaria más importante de nuestra sociedad», los padres «están más preocupados por los mensajes que llegan a sus teléfonos que por los problemas que tienen sus hijos».

Finalmente, quien fuera el encargado de pedir una y otra vez Justicia en favor del joven de 18 años señaló que «Fernando no puede ser olvidado así nomás» y que espera que «mañana haya justicia».

«Ojalá nos podamos abrazar con Silvino y Graciela y decirles que se cumplió la tarea. Espero que podamos decirles que hubo un gran acto de justicia. Que la Justicia no se fue engañada. Desde Dolores puede salir un gran mensaje para la sociedad toda. Tengo fe en estos jueces», concluyó.

Déjanos tu comentario